España, el único país sin fútbol femenino: “No seamos la vergüenza de Europa”

Este domingo se disputó en San Sebastián la final de la UEFA Women’s Champions League, en la que el Olympique Lyonnais derrotó al Wolfsburgo por 3-1 y conquistó su séptimo título, el quinto consecutivo. Es evidente que el fútbol femenino cada vez es más fútbol, sin dejar por ello de ser femenino. Eso sí, siempre y cuando sea capaz de autofinanciarse y ser sostenible. Y esto es precisamente lo que se estaba logrando en España hasta hace un año. Concretamente hasta que la Federación Española de Fútbol (RFEF) se empeñara en quitarle competencias a LaLiga, es decir, al fútbol profesional, desenchufar a Mediapro y quitar visibilidad a Iberdrola. Y todo ello para hacer lo que el perro del hortelano, que ni come ni deja comer.

Tal y como se encargaron de informar desde la RFEF, a la final de Donosti “asistió Luis Rubiales, que acudió como vicepresidente de la UEFA y fue parte del elenco institucional que presenció el partido en Anoeta, donde también estuvieron Alejandro Blanco, presidente del COE, Roxana Maracineanu, ministra de deportes del gobierno francés, Irene Lozano, presidenta del CSD, Joaquín de Arístegui, director general de deportes, Elvira de Andrés, vicepresidenta de la RFEF, Rafael del Amo, presidente del Comité de Fútbol Femenino de la RFEF, y Jorge Vilda, seleccionador nacional, entre otros”. Vamos, que todos y todas estaban como locos y locas por ver el Olympique-Wolfsburgo, aunque posiblemente su verdadero objetivo fuera dejarse ver…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *